Buscar este blog

sábado, 18 de diciembre de 2010

Más lluvia



MANÁ

Cae la lluvia.
Gordas perlas transparentes
marcan la tierra polvorienta.

Los oxidados techos de las bancas del mercado
protegen a los rezagados, húmedos,
los tomados por sorpresa.

Una agitada masa marrón
de hormigas aladas
arrebata la noche.

Hipnotizadas
por el brillo de las luces callejeras
se aglutinan en dirección del resplandor.

Crepitan las alas.
Se precipitan sobre el suelo
como ángeles caídos.

Con la primera luz de la mañana
dedos marrones escarban la tierra mojada,
apilan en baldes las hormigas sin alas.

La risa y la algazara resuenan en la aldea africana.
Limpian las retintas chimeneas de piedra de las cenizas de ayer.
Les arrojan chamizos secos, los encienden.

Las manos abanican con cartón para
dar nacimiento a grandes hogueras.
Las cucharas de palo remueven sucias pailas de hierro.

Las hormigas se tuestan y revientan para convertirse
en un salpimentado festín crocante
caído del cielo.


Althea Romeo Mark

Traducción de Ricardo Gómez

http://www.festivaldepoesiademedellin.org/pub.php/es/Revista/ultimas_ediciones/86_87/mark.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada