Buscar este blog

viernes, 16 de septiembre de 2011

15M vs. Frankenstein (un poema fantástico y de terror)







No estábamos ni vivos ni muertos

Alienados
Estresados
Empastillados
Rebosantes de colesterol
Puede

Pero ni vivos ni muertos

Aunque tampoco éramos zombis
Cómo aquella gran masa de formas humanas que permanecían
Atrapadas aún en la larga noche de la piel de toro
En la lobreguez de los centros de adiestramiento y dominio
Y en el sopor de las pantallas

¿Qué éramos entonces?
¿Y hacia dónde íbamos?

Mucha información y mucha tecnología
Pero no sabíamos
O no queríamos ver
Que el camino ya nos la habían mostrado nuestros ancestros
Con la revolución libertaria de 1936

Muchas pancartas y muchas flores
Pero nuestro movimiento resultaba ser más transgénico que trasgresor
Incapaces de despertarnos de la lenta vigilia de cuero
En la que estábamos sumidos

No estábamos ni vivos ni muertos
Porque nos faltaron la lucidez y el arrojo suficientes
Para impedir ser reabsorvidos por el Monstruo
Y regresar a la tierra de los vivos
O morir de una maldita vez

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada